BMN-CajaGranada abre este lunes un nuevo y pionero Centro de Empresas y Servicios Financieros en la Gran Vía granadina, con el objetivo de “renovar su apoyo y compromiso con el sector empresarial de Granada y con otros segmentos especializados de su clientela”.

Esta entidad financiera pretende “prestar la mejor y más cercana atención a sus clientes”, para lo que traslada su oficina principal al “corazón económico y financiero” de Granada, situándola junto a este nuevo Centro de Empresas y Servicios Financieros. La propia Caja Granada ha apuntado que desea convertirse en “referente en la relación entre las entidades financieras y sus clientes”.

BMN-Caja Granada afirma que sigue “generando un nuevo modelo de banca relacional, mucho más cercano a las necesidades de cada segmento de clientes”. El objetivo es “crear y potenciar centros de atención especializada como tiendas financieras y no como oficinas tradicionales”.

Ya en 2015 se abrió en Granada otro centro pionero hasta entonces, el Centro de Comercios y Consumo de BMN-CajaGranada, localizado en Puerta Real, y que cuenta con una plantilla especializada en un sector básico de la economía granadina, con un horario a jornada completa que se adapta a las necesidades de los comerciantes de la ciudad.

Desde los últimos seis meses, se han abierto otros Centros de Empresas en otras capitales andaluzas como Sevilla y Málaga. Por lo que Granada no podía ser menos, y desde este Lunes, Granada cuenta con su propio Centro de Servicios Financieros que abre sus puertas para atender las necesidades y requerimientos de nuestros empresarios. Este centro “amplio y luminoso”, es un local de 1.000 metros cuadrados “dotado de las más modernas tecnologías”, en el que la entidad concentra su Oficina de Empresas de Granada con sus servicios de Banca Personal y Banca Privada. El establecimiento tendrá horario de mañana y tarde y contará con una plantilla de alrededor de 25 empleados, cada uno especializado en una área de gestión.

En conjunto, el Centro de Empresas y Servicios Financieros va a gestionar un volumen de negocio de 190 millones de euros, un volumen de créditos en torno a los 75 millones de euros y una cartera de cerca de 1.400 clientes, entre los que hay 500 empresas y 100 de comercios.