¿Quién no se ha quedado sin batería en el peor momento? Esta estresante situación tiene fácil solución si nos encontramos en nuestro hogar, pero, ¿qué ocurre si estamos fuera? Justo esto le pasó a Marcos Camacho, CEO de Battever, cuando se encontraba con su familia en un restaurante de Estados Unidos y se quedó sin batería, y también sin la información sobre el hotel que tenía reservado y que se encontraba en su móvil. Marcos le pidió a uno de los camareros que si podrían cargar su dispositivo pero éste se negó. Su hermano, que se encontraba con él, planteó la pregunta de porqué los establecimientos no ofrecían cargadores a sus clientes al igual que sí facilitaban una conexión WiFi. En este momento, Marcos empezó a maquinar en su cabeza un proyecto innovador que tiene como finalidad acabar con uno de los grandes problemas de la sociedad del siglo XXI: La batería baja. En ese mismo viaje por EE.UU se dieron cuenta de la cantidad de sitios en los que se podría implementar dicho servicio y se pusieron manos a la obra para hacerlo realidad.

A la vuelta del viaje, a finales del año 2015, Marcos y su hermano iniciaron un plan de empresa que les confirmó que este proyecto era viable, por lo que se puso a trabajar al 100% en ello. Ese mismo año la ‘startup’ de Battever se presentó al V Concurso de emprendimiento Universitario de la UGR y ganó el primer premio dotado de 3.000€ y apoyo durante el lanzamiento del proyecto. Este galardón cargó aún más la motivación del equipo, ya que no sólo ellos apostaban por esta joven empresa, sino que un grupo de expertos también lo hacía.
Actualmente Battever está conformada por 4 jóvenes emprendedores granadinos, Marcos Camacho, Manuel Crespo, José Miguel Fernández y Francisco Camacho. La startup ofrece un servicio de carga de batería en establecimientos abiertos al público, tales como bares, restaurantes, gimnasios, centros comerciales u hoteles, para que la gente pueda cargar el teléfono móvil esté donde esté sin tener que preocuparse por la batería de éste.
Los ‘punto Battever’ están geolocalizados a través de su propia App para Android e iOS en la que se muestra cómo llegar a ellos y las ofertas del local que los ofrece, de esta forma los cargadores se convierten en una herramienta de marketing por proximidad. Con Battever todos ganan; El usuario dispone de un servicio gratuito, el establecimiento atrae clientela y genera valor añadido, y las marchas cuentan con un canal óptimo para campañas de marketing al generar un muy buen recuerdo en el usuario.
Este producto-servició empezó a comercializarse a finales del 2015, principios de 2016. En sus inicios comenzó vendiéndose sólo a bares y restaurantes, pero rápidamente empezaron a expandirse a productos y sectores. A día de hoy, Battever está presente en hoteles, gimnasios, centros comerciales, eventos, etc. Entre sus clientes ya se encuentran firmas como Mahou-San Miguel, Red Bull, Seat, Hoteles Abba, Brugal, Hoteles Porcel, Sage, la Cueva de 1900, entre muchos otros. La startup se encuentra ahora en fase de expansión e internacionalización habiendo realizado ventas en países como Reino Unido, Alemania, Chipre, etc. En los últimos 12 meses ya han facturado 70.000€ y prevén un aumento considerable de la facturación en el futuro próximo ya que han cerrado acuerdos importantes con marcas de primer nivel.
En esta etapa de crecimiento, Battever presenta su proyecto a Alhambra Venture con el objetivo de llamar la atención de los más de 60 inversores que se darán cita en este evento promovido por IDEAL, que tendrá lugar los próximos 12 y 13 de julio en el Palacio de Congresos y Exposiciones de Granada. Con esta captación de fondos buscan conseguir una mayor infraestructura con la que crecer exponencialmente y ampliar la cuota de mercado así como conseguir la expansión a nuevos países y mercados. Según su CEO, Marchos Camacho, « esperamos que Alhambra Venture sirva como lanzamiento para que Battever tenga más repercusión y podamos conocer a inversores/colaboradores que nos permitan ampliar nuestra red de contactos para llegar a un mercado más amplio».
Esta startup granadina pretende estandarizar el servicio de carga de batería en establecimientos abiertos al público; Que tener cargadores para los clientes sea igual de normal o más que el ofrecer WiFi. Y, sobre todo, que la gente no tenga que preocuparse de su batería ni de llevar el cargador para buscar enchufes desesperadamente. Desde Battever desean que los viandantes siempre tengan una estación de carga cerca y adaptada a las necesidades del lugar donde se encuentren y que, además, la puedan encontrar muy fácilmente con su aplicación móvil.
Estar permanentemente conectados se ha vuelto una necesidad de nuestra generación. Utilizamos el teléfono para todo, como método de pago, para guiarnos por la ciudad, para chatear… E incluso para llamar. Esta necesidad, sumada al uso permanente que hacemos de los dispositivos móviles, propician que la batería de los smartphone tiendan a agotarse rápidamente. Hasta el momento, los más previsores llevaban un cargador siempre encima, y los que no lo eran tanto buscaban desesperadamente uno, así como una fuente de corriente eléctrica. Ahora Battever pretende acabar con este clásico y mejorar la experiencia de los clientes en establecimientos abiertos al público.

El equipo de Battever busca la satisfacción completa de sus clientes utilizando productos de máxima calidad y usando la tecnología para el beneficio de la sociedad. Esta startup otorga una gran importancia a la integración de cada uno de los miembros del equipo y su participación en la toma de decisiones, buscando los mejores resultados en un ambiente muy positivo, agradable y entusiasta. Con la innovación como medio para mejorar la vida de las personas, Battever procura ofrecer siempre el mejor servicio a los negocios y sus clientes.