La iniciativa empresarial, promovida por la Universidad de Extremadura, transfiere resultados de investigaciónes científicas relacionadas con el deporte a través de productos propios

Escrito por Raquel F. Valdivia

La universidad no sólo es el lugar donde los jóvenes se nutren de todos los conocimientos que requieren para hacer frente a las necesidades de la sociedad a través de su futuro puesto de trabajo. La universidad es también centro de innovación e investigación, es ese sitio donde la ciencia y el conocimiento se funden para dar forma a nuevos e increíbles proyectos llenos de ilusión y con muchas horas de dedicación a sus espaldas.

Conocedores de esto, el equipo de Sliz Emotions, ‘spin off’ de la Universidad de Extremadura, trabaja para facilitar el acceso a los resultados y el desarrollo de investigaciones universitarias (pura esencia I+D+I), que se materializan en proyectos en marcha y en dispositivos propios. Sliz Emotions se encarga de transferir los resultados de la investigación científica relacionados con la actividad física y el deporte a través de sus productos propios, patentes, servicios, etcétera.

Tras un período de maduración de más de un año y medio, la empresa se constituye en la ciudad de Cáceres el 13 de febrero de 2015. Como startup, ya han sido seleccionados en varios programas de aceleración y emprendimiento durante su corta pero intensa trayectoría: Telefónica Open Future, Agrotech Startup 2016 y Startup Extremadura 2016.

La ‘spin off’ extremeña se crea con la misión es facilitar experiencias emocionantes y sensaciones únicas a través de sus propios aparatos, inventos, dispositivos, su «know-how» y su gran capacidad de transmitir. El proyecto trata de optimizar la transferencia de la innovación a la sociedad utilizando los procesos empresariales y herramientas comerciales más adecuadas para cada mercado. Según señalan sus fundadores, su trabajo está basado en los valores de la originalidad, la innovación, la creatividad, la inclusión y la accesibilidad.

Experiencia por bandera

En su departamento de I+D+i, Sliz Emotions cuenta con Kiko León y Jesús Muñoz, profesores, doctores e investigadores de la Facultad de Ciencias de la Actividad Física y del Deporte que acumulan más de 20 años de «know-how» en patentabilidad e investigación aplicada al mundo deportivo. Kiko León es experto en gimnasia y acrobacia. Ostenta la
cantidad de 25 patentes registradas, siendo ganador en 2016 del Premio de Inventores Innova Unicamp en Brasil con la patente «Kimartop». Por su parte, Jesús Muñoz, experto en inclusión y accesibilidad, destaca por su excelente visión estratégica al hora de transferir los resultados científicos al mundo empresarial. Gracias a la patente «Modelo articulado del cuerpo humano» fue galardonado con el premio joven inventor de la Fundación Alberto Elzaburu en 2016.

El Departamento Comercial y de Marketing está liderado por José León y Jesús Ramacho. José es empresario desde 1988 y emprendedor desde siempre; Vendedor vehemente, comunicador versátil, creativo y creador, productor de eventos, marketiniano… Mientras que Jesús aporta sangre nueva, experiencia internacional y amplia formación profesional. Destaca por su aportación estratégica en las áreas de Desarrollo de Negocio e Internacionalización. Fue seleccionado por los programas ‘Formacoex’ 2015 de Extremadura Avante y, en el programa de aceleración internacional ‘European Coworking’ de la EOI en 2016, siendo Destinado en Viena (Austria).

Por su parte, Manuel Manchón se encarga del Departamento de Administración. Manchón es funcionario en la Facultad de Ciencias del Deporte, autodidacta, gestor, tesorero de la Protectora de Animales de Cáceres, socio fundador de AFFICA, implicado en el voluntariado social y campeón extremeño en computación distribuida.

La empresa, que nació con el objetivo principal de explotar y comercializar dispositivos originales y exclusivos patentados por la Universidad de Extremadura, y que han sido creados y desarrollados por socios de Sliz Emotions, dispone ya de más de 25 patentes licenciadas relativas a objetivos y aparatos vinculados a los mundos de la Acrobacia (deportiva y escénica), deportes de «Sliz» (deportes de deslizamiento como: skateboarding, esquí, snowboarding, surf, wakeboard, kitesurf, etc…), y la Escena (nuevo circo, en especial).

Entre sus potentes destaca Popular Jibbing o ‘PopJib’, el primer sistema de seguridad que facilita la práctica segura del «Free Style» sobre obstáculos (Jibbing); Popular Safety o ‘PopSafe’, el primer sistema de seguridad que facilita, sin riesgos, el aprendizaje de deportes con peligro de caída y lesión, como es el caso de la hípica; O ‘BottleFit’, un utensilio acuático deportivo que aporta la novedad de poder ser utilizado con miembros superiores o inferiores y aprovechar las posibilidades de resistencia que ofrece el medio acuático: flotabilidad, peso y rozamiento.

Además de todas estas patentes, la compañía Sliz Emotions ofrece servicios de consultoría de I+D+i , con los que diseñan y ofrecen soluciones a proyectos relacionados con la creación, optimización o adaptación inclusiva de instalaciones deportivas, equipamiento deportivo, parques acuáticos e infantiles, etc.

Respecto a la formación, el equipo busca constantemente la excelencia deportiva a través del entrenamiento, el aprendizaje, las experiencias, emociones y sensaciones relacionadas con deportes de «Sliz», gimnasia y acrobacia, fitness y bienestar, patentes, e inclusión y accesibilidad.

Sliz Emotions pone al servicio de universidades, centros tecnológicos y empresas de reciente creación, apoyo en todas las etapas del lanzamiento de un producto o servicio. Si éstas tienen alguna idea o proyecto, o necesitan fondos y aliados, Sliz Emotions trata de acompañarles y brindarles todo el apoyo necesario para impulsar sus proyectos. Su gran experiencia en este campo, también les capacita para asesorar en la creación, la gestión y la producción de eventos, actividades deportivas y recreativas, actividades festivas de animación vinculadas al deporte, ferias y acciones de marketing relacionadas o vinculadas.