Eneko Knorr, fundador de Ludei, creador de la empresa de alojamiento web Hostalia, e inversor en empresas como Ticketbis, Chicismo o 8fit, tenía muy claro desde pequeño que ser emprendedor era lo suyo. De hecho, esto hacía que sus compañeros de empresariales lo miraran raro en su época de estudiante, pero esto no le frenó, incluso cuando sus proyectos no funcionaron. Así lo explicaba en su ponencia en la segunda jornada de Alhambra Venture 2017.

«Para los emprendedores es muy importante que el entorno les apoye, recomiendo a todo el mundo emprender”, explicaba Knorr, que ha recordado que en el comienzo de Hostalia contaban con un buen producto, pero los clientes no venían por ellos mismos hacia nosotros. Por eso, a los tres meses de empezar,y antes de plantearse cerrar, Eneko pensó que podría comprar resultados en Google, así que lo poco que les quedaba decidieron invertirlo ahí.

Finalmente, la experiencia con Hostalia salió bien y tras pasar por varias empresas acabó con una nueva compañía en Silicon Valley (Califronia), en la que Knorr logró tres millones de euros para una start up, para una empresa global muy interesante pero sobre la que cinco días antes les dijeron que no firmaban el contrato. El fundador de Ludei concluía recordando que «Ser emprendedor es duro, te la puedes pegar muy gorda. Volvimos de California y haciendo malabarismo salvamos la empresa”.